BEBÉ FRIKI
Mostrando entradas con la etiqueta Exposiciones. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Exposiciones. Mostrar todas las entradas

miércoles, 11 de marzo de 2020

BRUEGHEL | Maravillas del arte flamenco con peques

Hace poco visitamos Amsterdan, fue una visita corta pero muy interesante en la que decidimos darle una oportunidad a la ciudad y dejamos un poco de lado los museos. Es cierto que esto puede sonar a blasfemia pero decidimos adecuar la visita al peque de, por aquel entonces 5 años, así que incluimos en las excursiones paradas más "ligeras" como la casa de Anna Frank o fábricas de cerveza. Pero la cita con los maestros del flamenco la teníamos pendiente y lo hemos solucionado.


Desde la reapertura del Palacio de Gaviria se ha convertido en un autentico referente para la cultura y el arte en la capital con una interesante y arriesgada apuesta por la cultura y unas exposiciones necesarias pero excelentemente montadas pero hay pocas cosas que no os han contado al respecto y es que a pesar de ser exposiciones orientadas hacia un púbico objetivamente adulto lo que pocos saben es que no se olvidan de los más pequeños.

En nuestra visita escuchamos las audioguías de adultos y de peques y queremos comentaros cómo es la visita si decides sacar a los canijos y que aprendan un poco de arte. Para nosotros ha sido una experiencia excelente y nunca es pronto para empezar en esto del arte.

Los Brueghel son los más populares exponentes del arte flamenco popular en Europa entre los siglos XVI y XVII,
este es uno de los motivos para que esta muestra de casi un centenar de obras haya recorrido ya medio mundo como Roma, París o Tel Aviv, además de varias sedes a en Japón (Tokio, Toyota, Saporo, Hiroshima y Koriyama).

En Madrid tenemos la suerte de tener muchas obras de esta gran y artística familia en el Museo del Prado esta colección comisariada por Sergio Gaddi nos permite hacer un repaso por las obras más relevantes de los ocho miembros de la familia de Pieter Brueghel el Viejo y sus descendientes y que completa el retrato de una época con obras de una veintenta de artistas como Rubens, El Bosco o David Teniers el Joven.

Cuadros de gran formato, pequeñas tablillas y cobres pintados, bodegones, retratos, alegorías... Pero sobre todo mucho costumbrismo de época en las obras que podréis disfrutar en el Palacio de Gaviria. Gracias a la visita audio guiada conseguirás descubrir las técnicas de cada miembro de la familia y la evolución de sus obras. Pero esto, si te gusta el arte ya lo deberías de saber. Quien no lo sabe es posiblemente tu acompañante (o acompañantes) menores y es una oportunidad única de hacer que lo descubra.

La exposición tiene una audioguía infantil. En cada sala hay varios cuadros con numeración para escucha para los adultos y siempre eligen uno en concreto más asequible para los niños. La audioguía explica en tono más distendido y curioso las escenas costumbristas para que se hagan a la idea de todo lo que están viendo. Describe de forma plástica la forma de crear las texturas, los detalles y los estilos a lo largo de todas las etapas que describen en los lienzos. La narración se realiza a varias voces con diálogos y anécdotas que llaman su atención, además tienen música y ambiente para que no pierdan el interés. En algunas salas les proponen juegos como descubrir qué cuadro es cual en las increíbles alegorías del Fuego, Agua, Aire y Tierra. Si bien el realismo y el detalle de la pintura de Brueghel parece poco atractivo a priori para los niños gracias a la audioguía se convierte en una visita muy divertida y didáctica. Lo que empieza siendo una aventura para encontrar los números en cada sala acaba siendo una visita totalmente asequible para todos los miembros del grupo.

La única pega es que hay muchos más cuadros para adultos que para niños así que hay que tener un poco de paciencia para poder escucharlo bien todo pero el esfuerzo merece la pena.

Ha sido un placer poder ver La Torre de Babel, un cuadro que me fascinaba desde hace años porque aparecía en un juego de mesa... lo que hacen los recuerdos de la infancia. Espero que esta exposición deje también huella en el peque y dentro de algunos años sea capaz de revisitar al autor e una forma nueva y disfrutarlo como lo hice yo.

Datos Prácticos
  •  Fecha: Desde 07 de octubre de 2019 hasta 12 de abril de 2020
  • Dónde: Palacio de Gaviria
  • Dirección: Arenal, 9
  • Horarios: L a V, de 10 a 20 h. S y D, de 10 a 21 h.
  • Precio: 14 € entrada general con audioguía | 12€ entrada reducida con audioguía | Entrada de grupo 11€| Gratuita menores de 5 años
  • Venta de entradas: https://entradas.palaciodegaviriamadrid.com/

domingo, 8 de marzo de 2020

Clicks! El mundo de los Playmobil en el Palacio de Gaviria

ACTUALIZACIÓN: EXPOSICIÓN CLAUSURADA POR EL CORONAVIRUS

Desde el 5 de diciembre en el madrileño Palacio de Gaviria recoge una exposición muy divertida a través de gigantescos dioramas donde la imaginación de padres y niños podrá volar. Una visita que garantiza diversión a raudales y una buena dosis de juego porque os vamos a proponer que no solo miréis los dioramas, también que participéis en un peculiar Buscando a Wally que os garantizará un montón de risas en familia. ¿Te vienes?


Hasta el 8 de mayo de 2020 en plena Calle Arenal podéis disfrutar de una concentración de más de 3000 figuras con un estándar de 7,5 centímetros cada una. ¿Te van las cifras? Pues tengo unas cuantas. A través de diez maquetas podrás adentrarte en el antiguo Egipto en Roma, en la época victoriana, en pleno lejano Oeste, en una invasión propia de El Señor de los Anillos o en un super poblado centro comercial. Esta es la propuesta de Arthemisa en colaboración con la Asociación Española de Coleccionistas de Playmobil (Aesclick). 

Aesclick es una asociación muy activa que está detrás de casi todas las exposiciones de Clicks que se organizan en nuestro país y que hacen que sea garantía de calidad pero además este grupo de coleccionistas y amantes de los Playmobil destinan parte de lo recaudado en sus muestras se destina a obras benéficas, especialmente hospitales y acciones relacionadas con niños. 20 de sus miembros son los que han montado esta excelente muestra con mimo y mucho sentido del humor.

Ellos han escondido en cada gran diorama una figura desubicada de su tiempo, como un faraón en la Inglaterra Victoriana, pero hay muchas más aventuras y cosas divertidas que descubrir. El montaje de la muestra llevó dos días pero la planificación y realización de las maquetas es un proceso largo y trabajado de varios meses que conlleva muchas cosas. No todos los Clicks se pueden comprar tan fácilmente y para la escala de la que hablaos se ha llevado a cabo una custumización brutal. Desde montar dos barcos en uno a pintar las casas o personajes para que la fiabilidad histórica sea coherente al menos... aunque entre tanta coherencia siempre hay algo con lo que sorprenderte.

Una nave espacial en Egipto, un Indiana Jones en las pirámides, Mery Poppins, Goya pintando, nombres de tiendas peculiares, algún Lego escondido entre tanto Playmobil... son mil y un detalles escondidos en este montaje titánico que puedes disfrutar en esta exposición.

La media de la visita ronda los 45 minutos pero depende totalmente de lo que quieras entretenerte en cada nuevo escenario. El acceso a la expo se realiza por la calle lateral, la Travesía de Arenal y su último acceso es media hora antes del cierre. Ya desde la puerta los paneles de Cliks te animan a entrar. Tras la atractiva entrada llegarás al ascensor más molón que existe en el mundo y de ahí a la taquilla que te permitirá acceder a una expo familiar y divertida.

No dejéis de pasar por la tienda ni por el Photocall para inmortalizar la visita. Además puedes sacar todas las fotos del mundo.

¿Nuestro consejo? Disfruta con los peques, ponles retos en cada nuevo paisaje y ... los Playmobil son parte de nuestra infancia y de las de nuestros peques. ¡Es genial compartirlo con ellos!

Datos Prácticos
  • Para toda la familia
  • Fecha: Desde 05 de diciembre de 2019 hasta 08 de mayo de 2020
  • Dónde: Palacio de Gaviria
  • Dirección: Arenal, 9
  • Horarios: L a V, de 10 a 20 h. S y D, de 10 a 21 h.
  • Precio: 7 euros. Menores de 5 años, gratis.
  • Entradas en: https://palaciodegaviriamadrid.com/exposiciones/clicks/


lunes, 18 de febrero de 2019

Visitamos Dinopétrea

Creo que el 98% de los niños son auténticos fans de los dinosaurios. Hay algo en estos bichos que poblaron la tierra hace millones de años que causa fascinación entre los más pequeños. Todos ellos pasan una etapa entre los 4 y los 8 años donde una de sus principales profesiones de futuro es ser paleontólogo. Por eso los padres molones de verdad tienen la necesidad de fomentar estas inquietudes para que aprendan y se diviertan.


Por eso hoy os queremos hablar de una exposición itinerante que ahora se encuentra en Madrid llamada Dinopétrea donde podréis ver fósiles super antiguos, aprender millones de cosas sobre excavaciones, dinosaurios, tocar un meteorito que tienen millones de años y sobre todo pasar un rato divertido y educativo en familia. ¿Os venís a descubrir Dinopétrea?

La exhibición es itinerante por lo que puede que hayas llegado aquí desde el futuro buscando información sobre lo que puedes visitar en tu ciudad. El contenido de la misma no varía así que puedes disfrutar de las explicaciones aunque es posible que tengas que verificar precios, horarios y ubicación.  

Dinopétrea estará hasta marzo en el Centro comercial Xanadú de Madrid, justo al lado de la pista de esquí y abre todos los días de la semana de 12 de la mañana a 22 horas de la noche de manera ininterrumpida. Por eso os recomendamos que si podéis ir entre semana o en las horas de la comida podréis disfrutar más cómodamente de las instalaciones.

La entrada cuesta 9 euros pero tienen precios especiales para grupos. No dudéis en consultarles porque además celebran fiestas de cumpleaños que tienen pinta de ser una pasada con visita guiada y una actividad para que los más pequeños aprendan y lo pasen bien (lejos de los parques de bolas) .
  • Bono para familia de 4 personas: 32 euros
  • Bono para familia de 5 personas: 39 euros
  • Gratis: menores de tres años
La visita comienza con un pequeño vídeo que te pone en materia. Los dinosaurios vivieron y dominaron la tierra hace muchísimo tiempo y en las rocas han aparecido fósiles que demuestran las increíbles dimensiones de estos gigantes jurásicos. Pero la primera parada de la visita tiene otro protagonista. El encargado de acabar con la vida de los dinosaurios sobre la tierra: El meteorito de 4.200 millones de años.


En España caen meteoritos continuamente pero es muy raro poder tener uno tan cerca, tan, tan cerca que puedes incluso tocarlo. Una maravilla que deja hipnotizados a los más peques pero también a los mayores que a lo disimulado no dejan pasar la oportunidad de tocar semejante vestigio del espacio y del pasado. En la sala de los meteoritos también hay cosas tan increíbles como un trozo de luna.


A través de las diferentes salas podrás descubrir la evolución de los seres vivos en la tierra desde los primeros animales marinos a los grandes carnívoros. Dientes, garras, huesos, pelo de mamuts,... Todo lo que puedes descubrir en las vitrinas te mantiene hipnotizado en una visita libre (sólo guiada para grupos con reserva) que dura en torno a una hora. Cada sala nueva es un "Uoooo" al entrar y ver de cara un esqueleto de T Rex que ese el segundo más grande completo que se encuentra en el mundo. A veces los huesos están tan increíblemente montados que parece mentira que sean de verdad.

Al terminar la visita que transcurre por más de una veintena de salsa llenas de paneles e información super asequible llegas a la zona de talleres. Los talleres fueron una de las partes más divertidas de la visita. El más entretenido para los peques es el del sondeo de las piritas. Los peques pueden elegir su propio mineral de pirita, entre 2 euros y 5 según el tamaño. Les dan el equipo y con sus guantes, gafas y martillo pueden escavar su piedra hasta extraer todo el mineral que antiguamente confundían con oro. Al finalizar se pesa y te dan un diploma con la cantidad de mineral extraido como un autentico minero profesional. También decidimos que era genial elegir una geoda y llevarla a casa. Exiten dos tamaños, eliges la que más te gusta y te la cortan en el momento, si tienes suerte puedes encontrar pequeñas cuevas dentro de tu mineral super brillantes. Esas piedras estaban en la tierra desde la misma época que el T Rex ¡Imagina!

La parte más terrorífica es la visita a la tienda. En ella tienes juguetes y fósiles reales a precios bastante asequible y es imposible salir sin llevarte algo.

Es una visita que disfrutamos grandes y pequeños y sin duda te lo recomendamos muchísimo.

Puesde consultar más información en sus redes sociales o su web oficial: https://dinopetrea.com

O puedes darle al PLAY y disfrutar de nuestra pequeña visita en este vídeo:


Si quieres  escucharlo también lo tienes en PODCAST:

domingo, 14 de enero de 2018

Viaje a la prehistoria sin salir de Madrid: Arqueopinto


Hace poco en casa me pusieron una peli de un señor que era arqueólogo.

Iba por la vida escarbando y buscando tesoros. No, no es Tadeo Jones, era otro tío con gorro muy famoso porque cuando no hacía eso pilotaba el Halcón Milenario. Con tanta aventura y carrera y piedras redondas a punto de machacarle me perdí un poco lo que hacía de verdad. El colega era profesor de historia y arqueólogo. Se dedicaba a recomponer la historia del pasado con las cosas que encontraba enterradas o rescataba. Y eso es lo que os vamos a proponer hoy. Un viaje al pasado en familia para descubrir misterios, conocer a nuestros antepasados y vivir muchas aventuras a pocos minutos de la capital de Madrid, en Pinto: Se llama Arqueopinto y es una pasada.


Llevan currando mucho tiempo y a pesar de ser bastante conocidos a nivel de colegios las familias en general no sabemos de su existencia cuando en realidad es una actividad brutal para la mañana del fin de semana. Está situado en un parque y sus instalaciones son geniales. Es un gran ejemplo de cómo con poca cosa pero con mucho talento puedes hacer cosas extraordinarias. La visita a Arqueopinto es guiada. Tenéis que consultar bien los horarios y conviene hacer reserva para no quedaros fuera. Nosotros conocimos a dos de sus guías entre la visita y los talleres y los dos eran la mar de majos.

 Nuestra excursión al Paleolítico fue dirigida por Raúl, pero todos los miembros del staff son arqueólogos y saben perfectamente de lo que hablan. También conocimos a Ana en uno de los talleres y era la mar de simpática.

El recorrido se realiza por una serie de escenarios donde descubrimos a mis tatatatatatatatatarabuelos los homínidos que eran unos señores muy feos, muy pelados y con chepa que parecían monos. 

La visita es didáctica. Pero no como en muchas que es un no parar de datos, en esta aprendes un montón. Cómo a fabricar armas, usarlas o hacer fuego. Así que cada vez que avanzas en el tiempo y por las instalaciones vas conociendo los misterios de la vida de hace miles de años en la tierra. Paseas por la caza, las cabañas y las casas y los avances de la época hasta llegar a la agricultura y la ganadería de forma muy lógica y dentro de una cabaña del neolítico incluso aprendes a hacer fuego.

Pero después de la visita sigue la diversión.
Os recomendamos que consultéis la agenda de Arqueopinto y no os vayáis sin hacer al menos un taller.

Los talleres tienen como monitores a los propios arqueólogos y os enseñan un poco de cómo construir cosas como se hacían en la antigüedad con sus mismas herramientas o parte del trabajo del arqueólogo. 

Por ejemplo a decorar tu propia vasija Romana, a hacer un mosaico, hacer una lanza, instrumentos musicales antiguos... o a desenterrar descubrimientos de la arena tal y como lo haría un profesional. Algunos talleres son más complicados que otros así que podéis pedir consejo aunque también si tenéis niños inquietos o con gustos especiales seguro que se adaptan. Por ejemplo con un poco de ayuda el taller de excavación me gusto mucho más que el otro a pesar de ser para niños un poco más mayores.

Si podéis reservar los talleres también es recomendable para no quedaros sin plaza y que tengan todo el material listo, sobre todo si no hacéis la visita y llegáis solo al taller, esa opción también existe.

Además de realizar una labor educativa brutal en Arqueopinto hacen una labor social interesante a través de los Paleotrueques. 

 ¿Qué es un paleotrueque? Pues sencillo, puedes realizar alguna de sus actividades a cambio de algo, en función del día pueden ser juguetes, comida, ropa... y esta se donará a Caritas.

En ese caso la entrada al taller es gratis. Suelen ser los últimos talleres del día. Así que posible hacer el mismo día la visita y los dos talleres y llegar a comer a casa.

Si no llevas nada puedes abonar la entrada normal pero siempre es bonito colaborar. ¿Verdad?

Siempre hay alguna actividad de este tipo cada fin de semana. Así que si lo ves en la web ya sabes...

Consulta el programa aquí: http://arqueopinto.com/actividades-de-prehistoria-para-familias-en-madrid/

En enero se accede a cambio de leche líquida y en febrero a cambio de productos de higiene para el bebé (pañales, cremas, toallas, ...) y así lo van publicando en la web paa que lo tengáis en cuenta.
 
Una mañana en Arqueopinto es un planazo para el fin de semana, que además disfruta también los mayores, porque en este caso no está reñida la diversión de los peques con la de los más grandes.  Al contrario, algunos padres los pasaron casi mejor que sus hijos.


Nuestros consejos:
Siempre con reserva. Es fácil, por teléfono o en la web.
No dejéis pasar los talleres.
Recomendadísimo a partir de 3 años y más cuando estén estudiando la prehistoria.
No tengas miedo a preguntar y tocar, porque todo lo que hay se puede tocar, menos al guía que ese si puede morder.
Los talleres pueden hacerse sin hacer la visita así que si vuestro peque está estudiando el antiguo Egipto, por ejemplo, podéis reforzar con una de sus actividades la lección del cole.
Tienen para hacer cumpleaños. ¡¡¡Lo flipo!!
Las instalaciones están en exteriores, en invierno hay que abrigarse un poquito, hace fresquete. Pero los talleres se hacen en el interior.
 

martes, 3 de noviembre de 2015

Conociendo la Fuerza

Este verano hemos empezado con mi adiestramiento Jedi. Como joven padawan que soy me han dejado un margen para empezar a conocer los caminos poderosos de la fuerza por mi cuenta y ya hemos pasado a la fase de estudio: me han puesto las pelis de Star Wars.

Algunos pensaréis que soy pequeño para semejante tarea pero, salvando los problemas de comprensión básicos de diálogo y estructura, me han gustado bastante.

He pasado el primer examen con nota reconociendo personajes y algunos me caen ya mejor que otros. Tengo una habilidad para saber quién es el malo y el bueno y eso de que tenga espadas y naves espaciales -además de muñequitos- es muy guay.

Como fase dos, a parte del omnipresente merchandising de la saga en casa, mi madre me llevó a ver exposiciones y demás. A lo mejor os sorpresa de pero al principio no me interesaba mucho (me remito a la foto) aunque luego fue mejorando un poco y ya me explicaron los personajes de las maquetas y vi a Yoda que me cae maje te porque es de mi tamaño... Estaba en el Corte del centro, aunque hay muchas dando vueltas ahora por Madrid.

Ahora nos tocará recorrer Madrid encontrando los cascos de la itinerante que han montado antes de que otro grafitero se los cargue todos. Y seguro que algo idea mi señora madre con esas cosas que cuando se pone no tiene límites.

Lo único malo es que noto una perturbación en la fuerza. Quizás sea que dentro de poco estrenan una nueva trilogía y se me acumula la tarea de aprender personajes nuevos.

¡Qué estrés!

Y vuestros pequeños Padawanes, ¿Cómo llevan su adiestramiento?




viernes, 29 de mayo de 2015

Cuenca... Ese lugar lleno de chinos.

Cuenca es un pueblo-ciudad peculiar. Tiene una zona así como feúcha y luego un puente que te pasas de alto que llega a otra parte más bonita.

Esta excursión decidieron sacar de casa el triciclo de la tía Iratxe para que la cosa fuera más cómoda olvidando el pequeño detalle de la cantidad de cuestas de Cuenca. Que digo que para la próxima vez que la remodelen lo pueden poner todo más llanito. 

Fuimos a dar un paseo por Cuenca para ver monumentos de los normales y lugares de lo más exóticos como la cafetería Antik de Cuenca donde hacen unos bollitos y unos tés monísimos de la muerte.

Además organizan temporalmente exposiciones curiosas. Muy mono todo. Muy in love de su decoración vintage y de sus cosas de repostería para vender...

Y de sus tés a granel aún más. Una delicia, si pasáis por Cuenca es un desayuno obligatorio.



Después nos dedicamos a perseguir una excursión de chinos que lo estaban dando todo con las cámaras de fotos. Hasta que perdimos la rueda del triciclo y la liamos parda. Allí todos dando patadas a la rueda para no perderla. Sin tapacubos y a lo loco.

Y mientras los chinos nos adelantaban. Les pasábamos, nos volvían a pasar. Venga a tirar fotos los chinos, y nosotros tres cuartas... Hasta que ellos se decidieron por una ruta más cultural y nosotros por parar en un mesón para comer. Que en esta familia tenemos las prioridades muy claras.

Tras una vuelta por Cuenca "antigua" y de temer por la integridad del triciclo entre la rueda y la velocidad de los autóctonos por sus carreteras planteamos la huida.

Muy bonito todo.



Canción: Ciudad Erótica - Corcobado


SIGUENOS EN INSTAGRAM

 
Arriba