BEBÉ FRIKI

viernes, 12 de julio de 2013

Bebé cinefilo

A ver, las cosas como son, mis padres son unos esquizofrénicos peligrosos. ¿No van y me llevan al cine? A mi mami le hacía ilusión, sostiene que ella con meses ya iba a dormir al cine de verano. Yo no sabía lo que era el cine, así que no tenía muchas expectativas, resulta que cuando llegué allí era una tele muy grande. Como la que uso a la hora de la siesta para ver programas educativos de Telecinco como Sálvame.

Y de todas las pelis que podían elegir me llevan a ver una española, que por lo que tengo entendido es cine muy malo que no gana dinero y no tiene explosiones. Y de un tío muy conocido que se llama algo así como "Almendrova"...

Pues allí que llegamos después de mi baño, yo sopa a conciencia y me despierto puntualmente cuando va a empezar la película. Como no había sitio abro los ojos y veo la pantalla y mis padres no estaban. Como siempre me hago notar muy sutilmente agitando brazos y piernas y aparecen como resortes. Y para tenerme controlado se les ocurre bajar el Maxicosi al suelo donde estaban ellos. Así que los tres sentaditos empezamos a ver la peli... y ¡Fíjate! Me ha gustado. No cerré los ojos, emití sonidos, lloré ni molesté en todo el rato que estuvimos allí, al contrario, como soy un copiota incluso me reí cuando el resto lo hacía así que creo que se han creído que me enteré de todo.

En realidad no puedo hacer una crítica de la película esa porque me dormí justo cinco minutos antes de que se acabara. Una pena, porque me lo pasé muy bien, estaba muy fresquito y se me pasó enseguida.

Desde entonces mi madre me dice de vez en cuando que tengo que aprender a leer para que me lleve a Sitges y al Syfy... No sé lo que es pero me parece a mí que es cuestión de tiempo que lo averigüe...

Canción: Cinema Paradiso - Ennio Morricone

1 comentario :

SIGUENOS EN INSTAGRAM

 
Arriba