Visitar la Alhambra con niños

lunes, abril 29, 2019
Visitar monumentos con peques puede ser una experiencia genial o algo horrible.La verdad es que es una de las asignaturas pendientes del turismo porque muchas veces las visitas no son adecuadas para los más pequeños porque sin más no existen guías, audiog´uías o presentaciones orientadas a las familias. Eso es un lastre que toda familia viajera debe tener en cuenta para poder hacerse con los recursos necesarios para que además de disfrutar los mayores los canijos puedan aprender y pasar un buen rato.

Os vamos a hablar de uno de los monumentos más visitados de España por su belleza y singularidad: La Alhambra de Granada. 


Supongo que habéis oído hablar de que para visitar La Alhambra es necesario una gran planificación. En primer lugar tenéis que saber que sin entrada comprada por anticipado no te merece hacer cola con las criaturas. Y otra cosa que debéis saber es que al buscar las entradas por internet no os saldrá la página oficial hasta muy, muy abajo. En su lugar os aparecerán agencias que sobrecargan los precios. Los precios actuales son de 14 euros más un pequeño gasto de gestión y después puedes coger opciones más limitadas decantándote sólo por los palacios o los jardines. Si te cobran más de eso la entrada no es legitima, o está sobrecargada. El enlace oficial de compra que os recomiendo es : https://tickets.alhambra-patronato.es/ para que no os estafen y empecéis con buen pie. Salen con 2-3 meses de antelación y vuelan pero si vais a ir podéis estar pendiente los días anteriores porque estas mismas agencias que han hecho reservas devuelven las entradas no vendidas y se pueden comprar de última hora sin problemas.


La siguiente decisión es qué visitar. La visita completa es larga y hay que caminar mucho pero es muy divertida. Ten en cuenta que la entrada general te lleva tranquilamente más de la mitad del día y la hora de entrada indica la hora a la que debes estar en la zona de acceso a los Palacios Nazaríes que se puede visitar en una hora aproximadamente y son los que tienen aforo limitado. Ten en cuenta que desde el parking a la puerta de los palacios tienes una buena caminata de 15 minutos. Eso me lleva al punto 2; Los carritos. 

Si visitas la Alhambra con bebés... usa un portabebés si te es posible porque además en varias zonas no te permitirán acceder con carritos. Eso además te dará la libertad de subir y bajar escaleras y acceder a todas partes. Si no tenéis en la consigna os ofrecerán uno cuando dejéis los carros (eso sí, de talla máxima de 12 kilos).

Otro detalle que ayuda mucho es llevar algún tipo de programación para ellos, no, no hablo de tablets. Lo más habitual es tirar de libros si no tienes mucho tiempo, en Amazon tienes varias opciones y si no ha habido suerte siempre puedes poner en practica algo más creativo como un pasaporte lúdico. Eso mantiene a las fieras entretenidas y les da alicientes para buscar o aprender sobre el terreno.

El recorrido. Lo más sencillo es ceñirse al recorrido marcado. Es la forma más sencilla de verlo todo a tu aire y disfrutar a tu ritmo, si ya has tenido oportunidad de verla antes sabes que hay zonas especialmente entretenidas para los pequeños como los jardines y las fuentes y otras donde puede que tengas que sacar repertorio de libro o de conocimientos para que capten la esencia de los adornos. Los Palacios Nazaries fueron recientemente restaurados por lo que podréis disfrutar de sus habitaciones lujosas y el mítico patio de los leones. Por ejemplo una actividad previa a la visita puede ser ver Tadeo Jones 2 y animarles a imaginar que esa sea la entrada a un mundo mágico lleno de arqueología. Porque va a haber mucha arqueología en la visita. La Alhambra se divide en cuatro zonas muy diferenciadas y que os va a permitir indagar sobre temas de historia, política o religión... si son seres demás de 8 años, por ejemplo, o simplemente podéis probar con una versión de los míticos cuentos de Washington Irving que podéis encontrar en la versión infantil en la propia tienda.

Dentro de la visita a parte de los jardines y las zonas amurralladas y torres es muy divertido pasar por el impresionante Palacio de Carlos V donde se encuentra el museo de la Alhabra que es muy acogedor.


En cuanto a la logística de la visita os recordamos que es Granada y hace calor. Es muy recomendable llevar agua,  gorros y aprovechar siempre que podáis los baños porque no hay muchos en el recorrido. Las cámaras de fotos son bienvenidas en todo el recinto menos en el museo (incluso en los palacios puedes usar flash) así que no olvidéis ir con la batería bien cargada. 

Una cosa interesante es recordaros que conservéis las entradas todo el recorrido para los accesos os la van a pedir en varias ocasiones (hay zonas de libre acceso). Incluso es posible que verifiquen vuestros DNIS por cuestiones de seguridad (y para que no revendan las entradas)  No lo perdáis y seréis más felices.


Lo más razonable es que os pongáis metas objetivas y acordes a vuestra capacidad. Puede que los peques sólo sean capaces de aguantar un par de horas, o puede que seáis auténticos turistas de primera y  estéis hasta que os echen a la calle. La Alhambra es muy divertida y una experiencia genial, siempre en vuestros límites, así que simplemente pasarlo genial , que es a lo que venimos. 

Si te gusta compartelo

No os equivoquéis, yo escribo todos y cada uno de los post. Pero mi madre se empeña en ayudarme, corregirme y echarme la bronca porque dice que no quiere que acabe usando el teclado como los niños de hoy en día sin acentos y signos de puntación... Así que si hay algo mal la culpa es suya. Puedes mandarnos un Email a contacto@bebefriki.es

Cosas Parecidas

Siguiente
« Post Anterior
Previo
Post Nuevo »

PUBLICIDAD