Etiquetando con Stikets

lunes, febrero 05, 2018

 Desde que hemos empezado el colegio tenemos un pequeño problema, bueno, quizás es un gran problema. Es rara la semana que no tenemos en casa algo que no es nuestro. Un jersey, una camiseta, e incluso los días que toca piscina ha llegado a darse el caso de que lleguemos con calzoncillos que no eran los que llevábamos puestos al salir de casa. Al principio era un simpático chascarrillo pero cuando empezaron a desaparecer prendas la cosa se puso tensa en casa y comenzamos una fase psicótica de etiquetado masivo de prendas. 


No es que eso signifique que las prendas vayan a regresar pero si que hemos conseguido evitar equívocos y sobre todo que el número de prendas que salen lleguen de nuevo a casa. Eso sí, los gorros de la piscina nos lo s chulean con o sin nombre, tengo la teoría de que al ponerlos con boli son más fáciles de Re-etiquetar, que no es por ser malos pero esto de los robos de ropa en los coles da para un post a parte.

Os cuento. Mamá es una inútil, no cose, no escribe si puede evitarlo y, por supuesto, si puede evitar cualquier tipo de manualidad es totalmente eliminada de la ecuación. Y listo. Por eso incluso para procesos complejos como poner nombres en el material o en la ropa decidió no intentarlo con rotuladores o sellos y pasar a lo práctico: Pegatinas, etiquetas para ropa y llaveros para las mochilas. De este modo además mata dos pájaros de un tiro: acaba pronto, queda muy mono y para completar al jugada siempre hay algo que me identifique incluso estando fuera de casa, algunas con el nombre y otras incluso con número de teléfono y todo que en caso de perdida es una cosa fascinante. Hoy os hablamos de Stikets.


El pack básico de Stikets tiene un poco de todo. Pegatinas grandes, pequeñas, para ropa y para todas las superficies e incluso llaveros. Además se puede combinar de mil formas, colores y modelos para que sean de tu gusto, o mejor aún, del del canijo al que queiras etiquetar.

¿Son fáciles de colocar las etiquetas para ropa? Pues las cosas como son, si. Es bastante básico, se coloca donde se quiere poner, sin olvidar el papel de planchado encima (o la lías parda) y después con la plancha caliente pero sin agua ni vapor se presiona durante unos 10 segundos sin moverlo mucho. Y listo. De momento han aguantado cinco lavados y sigue pegado como el primer día. Símplemente recuerda si necesitas planchas no aplicar calor directo sobre la zona de la etiqueta y no tendrás que preocuparte de perder una prenda en mucho, mucho tiempo.

Las etiquetas además tienen unos diseños preciosos y algunos muy útiles. Pueden indicar alergias o por ejemplo, para prelectores pueden identificar su prenda por el dibujo en lugar de por el nombre. Eso lo llaman autonomía también.



Como hay muchos casos en los que una foto vale más que mil palabras os quiero enseñar lo bonito que es el pack y cómo quedan puestas en la ropa. ¡¡Y en los zapatos!!

Además ahora que se acerca el día del padre tienes algunos objetos personalizados geniales como vinilos o, mis favoritos, los portafotos personalizados. Que lo mismo este último me lo regalo yo para San Valentín porque me quiero mucho. 

Y es más ... Si quieres probarlo puedes pasarte por Instagram porque dentro de nada tendremos una sorpresa.

Si te gusta compartelo

No os equivoquéis, yo escribo todos y cada uno de los post. Pero mi madre se empeña en ayudarme, corregirme y echarme la bronca porque dice que no quiere que acabe usando el teclado como los niños de hoy en día sin acentos y signos de puntación... Así que si hay algo mal la culpa es suya. Puedes mandarnos un Email a contacto@bebefriki.es

Cosas Parecidas

Siguiente
« Post Anterior
Previo
Post Nuevo »

PUBLICIDAD