BEBÉ FRIKI
Mostrando entradas con la etiqueta Myretrobox. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Myretrobox. Mostrar todas las entradas

miércoles, 28 de junio de 2017

Myretrobox, toda la infancia en una cajita



Si nos conocéis un poco sabéis que tenemos un afán recordatorio constante. No podemos remediar recolectar recuerdos, pequeñas cosas, millones de fotos, entradas de sitios, y en mi caso también coger piedras de todo lugar visitado aunque creo que mamá las esconde muy bien porque hace mucho que no las veo y deberíamos tener ya casi una tonelada. Mi madre dice que eso de tener un blog me ayudará en un futuro a saber qué hacía o como era de pequeñito, las actividades y los grandes hitos de mi existencia antes de ser un señor de provecho o acabar en la cárcel, lo que  antes suceda.

Por eso ella lleva tirando cosas en una caja desde que nací, un poco sin ton ni son y nunca se acaba de sentar a poner un poco de orden y coherencia al asunto. Parece una locura pero está convencida de que me hará ilusión en un futuro cercano. Pero ahora va a embarcarse en que el futuro sea un poco o más lejano gracias a un proyecto super chulo llamado Myretrobox.

Si quieres ahcer un regalo original para niños en su nacimiento, por su cumpleaños o simplemente porque si no dejes de leer este post porque te va a interesar mucho...

María y Dani son los que están detrás de Myretrobox y aunque el nombre sea muy anglosajón son unos chavales muy majos de Zaragoza que tienen sus cosas, y es que sólo unos frikis ochenteros podían crear un producto tan divertido. Es cierto que este tipo de ideas son muy americanas y en alguna película seguro que habéis visto a un montón de chavales enterrando su amistad en un punto concreto en medio de la nada para recuperarla de adultos y ponerse moñas. Pues ese es el concepto más o menos de las cajas pero con mucho más cariño porque las principales cajitas con para niños o bebés, aunque tienen un modelo de bodas que es lo más. De forma que tu familia mete tus cosas en una cajita que tu podrás abrir cuando seas un adulto, permacenerá cerrada hasta dentro de mucho , mucho tiempo donde podrás encontrar cosas como una carta de tu yo niño a tu yo adulto o mensajes de la gente que te rodeaba y te quería y que a lo mejor no está contigo cuando puedas abrirla. La fecha de apertura la ponen los compradores pero el curro de hacerla es un poco de todos. ¡Ah! Esto te lo voy a explicar detalladamente para que veas lo mucho que mola.

 

Tipos de cajas

Deberíamos empezar seleccionando las cajas que más se adapten a tus necesidades, tienes las de boda que son un regalo económico y brutal para una pareja, la caja de cumpleaños  y las cajas para peques: la Baby para nenes que nacieron desde 2013 y la Peque desde 2013. Si estás leyendo esto en un futuro calcula que la baby es para niños de hasta cuatro años y la Peque para mayores porque tendrán que participar escribiendo dibujando o seleccionando cosas lo cual mola mucho.

Nosotros hemos elegido la Peques porque estoy en medio pero la idea es que podemos irla llenando los próximos años y así hacerlo en familia que tiene parte de encanto. La diferencia fundamental es que el bebé no recordará nada y no podrá participar tanto pero en la peque puedes escribir, completar cosas o incluso rellenar  cosas con compañeros del cole y demás lo que hace que sea un recuerdo genial.

Contenido de MyRetrobox Peque

  • Las instrucciones. Son pequeñas y básicas. Te explica de forma súper básica lo que hay dentro de la caja y como se tiene que empezar a rellenar. Lo he entendido hasta yo.
  •  Una caja metálica con bisagra (23 x 23 x 5 cm), que es cuquísima y que además lleva una pegatina preciosa con el nombre del bicho y su fecha de nacimiento. La caja como dimensiones no es muy grande pero como todo tiene una zona concreta da para guardar las cosas que te van a ir pidiendo siempre que no sean muy grandes. 

  • Un diario ilustrado a todo color que recoge el pasado, presente y futuro. Muchas partes las va a tener que rellenar mamá pero le empezaré a ayudar en breve porque aquí donde me veis ya he empezado a escribir como un señor mayor.  Es importante tenerlo a mano porque el objetivo es ir recogiendo anécdotas y datos de mi infancia para que no nos olvidemos ninguno porque aunque mamá tiene casi todo en la cabeza hay cosas que segur que disfruta leyendo dentro de treinta años.

  •  Una libreta de mensajes, esta es la parte que más le ha gustado a mi madre. Se puso a llorar cual Magdalena cuando la vio. Es un cuadernillo donde pueden escribir mensajes de cariño la gente que me rodea, es decir, puedo releer lo que ponen de mí en el futuro los compis del cole, la profe de infantil, el profe de gimnasia o los abuelos, y en un fututo, aunque no los vuelva a ver o de hayan ido estará todo en el cuaderno para poder leerlo y recordarles.

  • Un cuaderno ilustrado a todo color con el resumen del año. Reconozco que mi año es un rollo. Crisis, economía fatal, política peor… Pero será guay saber cosas como que en el año en que nací la gente usaba aún Facebook o que el éxito musical de la temporada fue el Gangnam Style.

  •  Un álbum de fotos para personalizar, con mucha imaginación whasi tape y cariño pueden ir poniendo fotos de todo lo que hacía o me gustaba de pequeño, es verdad que casi todas estarán en el álbum familiar pero mamá quiere poner cosas especiales, gamberras y divertidas. Me ha prometido que lo vamos a elegir y decorar juntos. 

  • Una cartaA5 , se supone que al abrir la caja es lo primero que encontraré cuando la abra de adulto, en ella explica lo que es una capsula del tiempo, lo que voy a ver dentro y quien la elaboró así como la fecha en que se selló y dejó de contener recuerdos.
  • El precinto. En el momento en que se considere que ya está todo dentro hay que sellar la caja, la pegatina de precinto garantiza que se ha cerrado, indica la fecha y demuestra que nadie va a meterle mano. Es muy de espías o de aventureros. ¿no?

¿Por qué regalar una Cápsula del tiempo?

Seguro que alguien te ha dicho que tu hijo tiene de todo. Y posiblemente es cierto. En casa también tenemos de casi todo. No falta nada y si pido algo poco tardan en conseguirlo, pero hay cosas que los niños no piden y además cuando quieran ya será tarde. Los recuerdos. Piensa en Peter Pan. Si, Peter Pan está tan obsesionado con sus aventuras que se ha olvidado de todo, de sus padres, de su pasado y con un poco de tiempo también olvidará a Wendy y sus aventuras, pero es que Peter Pan no tiene una Retrobox como yo, algo que cuando lo abra le lleve a su pasado, le haga recordar todo lo que es y ha sido y la gente que ha formado parte de ese camino. ¡Y así me he cargado la película de Hook de Spielberg! ¡De un plumazo!

Ahora ponte en mi lugar, a pesar de mi excelente redacción tengo cuatro años, apenas me acuerdo de cosas de un año para otro y normalmente tienen que ver con hacer el gamberro o comer helados. ¿Te imaginas abriendo una caja elaborada por mí cuando tenga 20 o 30 años? ¡Piensa lo que sería eso para ti! Seguro que si vas a casa de la abuela a veces saca algo de un cajón que ha aparecido, un trajecito que era de mamá, un diente que el ratoncito Perez se olvidó de recoger o algún muñeco o manualidad de mami o papi. Y ellos hacen memoria y a veces se acuerdan de anécdotas…. ¡Eso es regalar recuerdos! Regalar un trocito del pasado para que permanezca vivo para siempre. A mi me parece precioso.

 

¿Qué vamos a meter en al caja?

Como estamos un poco en terreno de nadie vamos a rellenar poco a poco la caja, esperamos poder enseñaros por las redes los progresos porque es un trabajo largo y que tenemos que hacer con paciencia para que quede precioso. La idea es poder conseguir que sea participe de la parte escrita y mamá ya ha preparado la pinza de mi cordón, la pulsera de cuando nací, y algún muñeco pequeño para poder ponerlo en la caja y congelarlo en el tiempo. Como  voy a ayudar es posible que pueda elegir algo que me recuerde mi infancia o simplemente dejar algo dentro que me haga feliz ahora para que mi yo grande vuelva a ser un poco niño de nuevo. Pero puedes poner lo que quieras: un chupete roñoso, la mantita que lleva tu peque a todas partes o esa horquilla que te hace sonreír cuando la ves en la mesita de noche. Eso es lo que hace que tu caja sea única, que es tuya y de tu peque.

Cuando vale una MyRetrobox

Los modelos de niños salen por 39,95 euros, el de cumpleaños por 44.95 y el de boda por 45.95. Incluye los gastos de envío y la producción personalizada de la caja que hayas elegido.

¿Por qué comprar en Myretrobox? 

  • Primero porque son emprendedores españoles, gente que se lo está jugando y han puesto ilusión en un producto de calidad con un precio super razonable y una idea que es amor del bueno. 
  • Porque por cada compra se dona a Make a wish Spain una cantidad que sirve para hacer feliz a un niño malito.
  • Porque es un regalo especial hecho con cariño y personalizado que disfrutará tu enano cuando sea mayor.
  • Porque en su diseño han cuidado detalles como la diversidad familiar, sirve para todo tipo de familias para que nadie se siena excluido y fomenta la tolerancia, el respeto y la inclusión. ¡Felicidades por eso chicos!
  • Porque es simplemente preciosa.

SIGUENOS EN INSTAGRAM

 
Arriba